Tras semanas de críticas por parte de los republicanos y de algunos demócratas moderados que argumentaban que el gobierno carecía de una estrategia clara en materia de migración, Harris llegó a Centroamérica con una respuesta contundente: el gobierno se centraría en afirmar el control de sus fronteras, incluso si eso significa, por ahora, rechazar a aquellos que huyen de la persecución y la pobreza y a los que la vicepresidenta ha prometido ayudar a largo plazo. Harris fue igualmente sincera en cuanto a la necesidad de abordar las causas fundamentales que impulsan a los migrantes a emprender el largo y peligroso viaje hacia el norte desde Centroamérica, a pesar de los cientos de millones de dólares gastados por Estados Unidos para mejorar las perspectivas en la región. En Guatemala, anunció que Estados Unidos ayudará a un panel anticorrupción que ha sido denunciado por el presidente Alejandro Giammattei, incluso frente al líder guatemalteco. Kamala Harris a inmigrantes guatemaltecos: “No vengan a Estados Unidos, serán enviados de vuelta” https://www.nytimes.com/es/2021/06/08/espanol/kamala-harris-mexico.html